Activistas y vecinos de Tamala protestan contra la Minera Autlán

10 de septiembre a las 23:20 684

Molango, Hgo. Cerca de 200 vecinos de la localidad de Tamala, municipio de Tepehuacán de Guerrero, en el estado de Hidalgo, hicieron un recorrido con activistas ambientalistas por el Río Claro en el cual denunciaron que hay lodos tóxicos provenientes supuestamente de la Minera Autlán dedicada a la extracción de manganeso.

Al respecto, en comunicado de prensa, la compañía dijo que no contamina y que tiene certificados de empresa socialmente responsable.

Tras mostrar que en las aguas del río hay en la ribera lodo grisáceo, los vecinos señalaron que se trata de un polvo llamado Pizarra que presuntamente arroja la empresa minera en el embalse. La presencia de este lodo ha acabado con los peces que había en el río y presuntamente enfermedades en los pobladores de Tamala. Por ello señalaron que en diversas ocasiones han pedido a minera Autlán la instalación de plantas tratadoras para el agua del rio sin que hasta el momento hayan recibido ninguna respuesta por parte de la compañía metalúrgica.

Durante el recorridos dos supuestos empleados de la minera identificados como Francisco Castillo y José María Mora fueron retenidos por los pobladores al ser sorprendidos tratando supuestamente de intimidar a la gente. Una hora después, fueron entregados a elementos de la Policía Estatal. La minera Autlán no ha informado si en verdad trabajan para esa empresa.

Faustino Romero Silva, comisario ejidal de Chinconcuac-Tolago, del municipio de Tlanchinol, dijo por su parte que las calderas de la Minera Autlán despiden olores fétidos, lo que ha causado molestias respiratorias en los vecinos del lugar, en particular de una escuela de la localidad. Aseguró que a causa de esto los menores padecen de ronchas y granos en la piel.

El uso de dinamita en la extracción de manganeso ha provocado daños estructurales a casas y otros inmuebles de diversas comunidades indígenas sin que Autlán haya hecho nada para resarcir los daños.

Tras reconocer que desde el viernes hay un bloqueo en el acceso a la Unidad Naopa de Autlán, la empresa aseguró que “cumple con toda la normatividad ambiental existente, por lo que no contamina. En sus 66 años de trayectoria ha operado siempre bajo el marco legal existente y en todas sus plantas y unidades operativas cuenta con las certificaciones de Empresa Socialmente Responsable, ISO 9001 e ISO 14001 que avalan su correcta operación”.

Más adelante se informa que “todas las operaciones de Autlán emplean tecnología de vanguardia, velando por el cuidado y la protección del medio ambiente. Además, cumple con diversos programas de responsabilidad social en sus comunidades vecinas como parte de su rol de buen vecino y en la búsqueda del desarrollo de las comunidades donde tiene presencia”.

Pese a que desde el viernes los pobladores de cerca de una decena de comunidades de los municipios de Molango, Lolotla, Tepehuacán de Guerrero y Tlanchinol se han congregado a la entrada de la minera para impedir el paso de vehículos de carga en protesta por la contaminación, la minera en su comunicado dice que “los manifestantes que se han congregado en el lugar se han identificado como representantes agremiados de un sindicato de transportistas”.

“El motivo de este bloqueo corresponde a un conflicto entre actores ajenos a la compañía, respecto a la pugna existentes entre grupos locales, que tienen intereses particulares por participar en el transporte del mineral que se extrae de la Unidad Naopa de Autlán con destino a la Zona Industrial Molango”, informó.

Según la empresa metalúrgica, el bloqueo es “ilegal” y “ha provocado afectaciones a las operaciones, así como alteraciones en el tráfico habitual de vehículos que transitan por esas vías de comunicación. De continuar esta situación se impactará la operación de la Unidad Naopa, de sus proveedores, de 970 empleos directos y 2 mil 167 empleos indirectos a personas de la zona y las comunidades vecinas”.

fuente: La Jornada