El Congreso completo pide a Góber parar la “Ley Bonilla”

18 de julio a las 07:20 1,746

La Comisión Permanente condenó la llamada “Ley Bonilla”, que amplía de dos a cinco años el periodo del próximo gobierno de Baja California, y exhortó al mandatario Francisco Vega, legisladores locales y los cinco ayuntamientos “a dejar sin efecto el Decreto número 112, de reformas a la Constitución local, aprobado el 8 de julio” pasado.

Por unanimidad, senadores y diputados federales de todos los partidos se pronunciaron porque las autoridades locales garanticen el orden constitucional que fue trastocado con la modificación al octavo transitorio de la Carta Magna local.

El presidente de la Mesa Directiva, Martí Batres, introdujo el tema del caso Baja California para su discusión al final de la sesión, en la que todas las fuerzas políticas reprobaron la extensión de tres años al periodo del gobernador electo, Jaime Bonilla, y reclamaron a las autoridades locales respetar el Pacto Federal.

El diputado morenista Raúl Bonifaz pidió que “como un acto de voluntad política, en el ámbito local de Baja California se pueda corregir dicha reforma, lo cual puede evitar que el asunto se judicialice” en la Suprema Corte, y adelantó que, en caso de que se interponga la controversia constitucional, Morena la apoyará.

Al fijar su postura a nombre del PRI, la diputada Dulce María Sauri confío en que regrese la razón y la prudencia política al estado: “No hay amistad que valga cuando se trata del orden constitucional y de respeto al Estado de derecho”.

Por su parte, la senadora del PT Nancy de la Sierra dijo: “Esa sucia maniobra aumenta la desconfianza ciudadana hacia los legisladores, pues podrían suponer que se pueden cambiar las reglas del juego en cualquier momento y a su conveniencia, ignorando la voluntad del electorado”.

  • El Dato: Las últimas 2 sesiones del Congreso de BC, programadas para el 25 y 30 de julio fueron canceladas, y se notificó a legisladores por email.

En tanto, Antonio García, senador del PRD, expresó su rechazo al descarado acto de ilegalidad y de corrupción: “Haremos lo que legalmente corresponda para no permitir que se prolongue la ampliación del plazo para la gubernatura de Baja California. No permitiremos que se viole nuestra Constitución”.

El diputado del Partido Verde Carlos Puente se sumó al respaldo para interponer una acción de inconstitucionalidad, así como llevar a juicio político a los 21 legisladores que la aprobaron.

Por separado, la legisladora del PES María Rosete consideró que “lo acontecido en Baja California es una aberración jurídica, con la anuencia del gobernador. Es un fraude electoral porque los ciudadanos votaron por un encargo de dos años”.

Por la mañana, las diputadas de Morena Tatiana Clouthier y Lorena Villavicencio; la perredista Verónica Juárez, y la de Movimiento Ciudadano Martha Tagle, así como el senador del PAN Damián Zepeda, formaron un bloque para condenar el atropello a la democracia en Baja California.

Pidieron iniciar una investigación contra los diputados que aprobaron la ampliación del mandato ante los presuntos sobornos de un millón de dólares de los que supuestamente fueron objeto.

fuente: La Razón