Se acaba el charrismo sindical: AMLO

MORELIA, Mich..- El presidente electo Andrés Manuel López Obrador afirmó que han terminado los tiempos del “charrismo sindical” y durante su gobierno prevalecerá la democracia sindical, sin protección para ningún dirigente.

Durante un mitin en Morelia, Michoacán, López Obrador reiteró que dicho estado será la sede del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y aseguró que las compras gubernamentales de medicamentos a proveedores se harán en apego a lineamientos de honestidad y transparencia, sin corrupción a quienes oferten los mejores precios. También prometió apoyos al campo y cinco nuevas universidades en Chilchota, Pajacuarán, Tacámbaro, Zacapu y Aporo.

“Me dicen que qué va a pasar con el SNTE. ¿Qué va a pasar? Que va a haber democracia sindical. También que eso quede claro: libertad y democracia sindical. Ya el gobierno no va a proteger a ningún dirigente sindical. ¿Quiénes van a elegir a los dirigentes? Los trabajadores. Voto libre y secreto. Se acaba el charrismo sindical, para que quede claro. No le vamos a quitar el derecho a nadie, todos tienen derecho, y, al final, van a ser los trabajadores los que van a decidir de manera democrática”, dijo el presidente electo.

Posteriormente destacó la importancia de la democracia en todos los ámbitos de la vida nacional:

“Democracia en la escuela, democracia en los sindicatos, democracia en la sociedad, democracia como forma de vida, eso es lo que vamos a llevar a cabo, en eso también consiste la transformación”, afirmó.

Al abordar el derecho a la salud, el tabasqueño se comprometió a entregar medicamentos gratuitos en 300 unidades del IMSS que se encuentran en comunidades apartadas de Michoacán y aseguró que la política de salud durante su gestión tendrá como partida el fin de la corrupción “con honradez, alcanza para entregar la medicina gratuita a todo el pueblo. Se va a acabar esa corrupción y va a alcanzar el presupuesto para entregar los medicamentos gratuitos”, dijo.

Defensa de migrantes

En materia migratoria adelantó que los 50 consulados que existen en Estados Unidos se transformarán en procuradurías de defensa de migrantes. “Vamos a defender a nuestros paisanos. Lo cortés no quita lo valiente”, afirmó.

En el mismo sentido, aseguró que durante las dos conversaciones con el presidente estadounidense, Donald Trump ha existido un trato respetuoso y cordial.

“No necesitamos resolver estos asuntos con gritos, con sombrerazos, se va a resolver con respeto mutuo. No somos más que nadie, pero tampoco somos menos que nadie. Van a ver, vamos a llevar buena relación con el gobierno de Estados Unidos y con todos los pueblos y gobiernos del mundo”, aseguró.

“El pueblo es el que manda en la democracia. No se preocupen, yo no les voy a fallar, no me va a marear el cargo de presidente”, reiteró a los michoacanos.

Fuente: Proceso